El fiscal pide una pena de dos años de cárcel para un hombre que se hizo pasar por funcionario de los juzgados por cometer una estafa de 1.600 euros. Los hechos los habría comenzado a maquinar el acusado, José Manuel Bolaños Rivas, cuando estuvo encarcelado en julio de 2007 y tuvo contacto con otro preso. Cuando salió, telefoneó al padre del hombre que había conocido en la cárcel. Según sostiene el fiscal, el acusado se hizo pasar por un funcionario del juzgado de instrucción de Girona. Dijo que conocía el procedimiento en el que estaba encausado su hijo, que estaba en prisión provisional. Bolaños le comunicó que si hacía efectivo un ingreso de 1.600 euros en una cuenta corriente que le había dado a su hijo saldría de la cárcel. La víctima le dijo que no tenía dinero y que debería hacer el pago fraccionado en dos partes. Sin preguntar nada a nadie, la víctima se dirigió ese mismo día a una entidad bancaria e hizo un primer ingreso de 1.000 euros. Dos días más tarde, el 26 de julio, hizo una segunda transferencia de 600 euros. Una vez hecho el pago, la víctima se puso en contacto con el hijo para explicarle que había pagado la fianza. Pero el hijo no sabía nada. La víctima también contactó con los funcionarios de la prisión, que tampoco tenían conocimiento. Los juzgados pasó lo mismo. Fue cuando la víctima presentó la denuncia.

No puede ser una estafa

Martes tuvo lugar el juicio en los juzgados de Girona, donde el acusado negó que se tratara de una estafa. Por un lado, Bolaños explicó que un conocido suyo, un tal Gallego, le pidió que le dejara el número de cuenta corriente para que le tenían que hacer un ingreso por unas obras que él había hecho. En esta cuenta corriente la supuesta víctima, que tiene el hijo en la cárcel, ingresar el dinero. Por otra parte, el abogado del acusado, Jordi Colomer, defendió que en ningún caso se puede decir que sea una estafa. Colomer sostiene que la supuesta víctima en ningún momento llamó a los juzgados o al hijo para comprobar la veracidad de la llamada, y que si ingresaba el dinero realmente el hijo saldría de la cárcel. “Es un engaño tan simple, tan claro, que no se puede llamar estafa”, explica el abogado. El caso ha sido visto para sentencia.

Font oficial: martv.tv

Comments ( 0 )

    Leave A Comment

    Your email address will not be published. Required fields are marked *